ADULTO ABRAZANDO A UN NIÑO
CRIANZA RESPETUOSA

DISCIPLINA POSITIVA: AMABILIDAD Y FIRMEZA

Rudolf Dreikurs (educador y psicólogo) enseñó la importancia de ser firmes y a la vez  amables en la relación con nuestros niños.

  • La amabilidad es importante por el sólo hecho de mostrar respeto por el niño.
  • La firmeza es importante para mostrar respeto por nosotros mismos o porque la situación lo merece.

Los métodos autoritarios generalmente carecen de amabilidad. A los métodos permisivos les falta firmeza.

Amabilidad y firmeza son esenciales en disciplina positiva.

¿POR QUE ALGUNOS PADRES Y MAESTROS LUCHAN CONTRA EL CONCEPTO DE AMABILIDAD Y FIRMEZA AL MISMO TIEMPO?

  • Una es, que generalmente no se sienten con ánimos de ser amables, cuando un niño le ha hecho llegar a su límite.

Quiero preguntarme “¿Si los adultos quieren niños que controlen su comportamiento, es demasiado pedir que sean ellos los primeros en dar ejemplo controlando el suyo?”

  • Otra razón por la cual a los adultos les resulta complicado ser amables y firmes al mismo tiempo es porque no saben cómo es ser firme y amable.

Es posible que estén atascados en el círculo vicioso de ser demasiado firmes cuando están alterados o porque no saben qué más hacer, y después ser demasiado amables para compensar su excesiva firmeza anterior.

¿QUE ES LA AMABILIDAD?

Muchos padres y profesores tienen una noción equivocada sobre la amabilidad. Ser amable significa ser respetuoso con el niño y con uno mismo.

Con el niño

No es respetuoso sobreproteger a un niño.

No es respetuoso rescatarlos de toda frustración de tal manera que ellos no tengan la oportunidad de desarrollar ciertas habilidades como tolerancia, autocontrol, la búsqueda de soluciones, etc.

Es respetuoso validar sus sentimientos. “Veo que estás enojado (o alterado o defraudado, etc.)”.

Es respetuoso confiar en los niños, en que ellos mismos sobrevivirán a las frustraciones y desarrollarán sus capacidades en el proceso.

Con uno mismo

No es amable permitir a los niños, traten a alguien de manera irrespetuosa, (a uno mismo o a quien sea).

No permitir a los niños que traten de manera irrespetuosa no significa que dicha situación no deba ser corregida. El castigo es irrespetuoso, ¿entonces cómo lo hacemos?.

 

Muchos padres piensan que deben ocuparse del problema en el mismo momento en el que ocurre, y este es precisamente el peor momento.

Cuando la gente está alterada, activa su cerebro primitivo, en el cual la única opción es pelear (luchas de poder) o alejarse (retirarse y no comunicarse).

No es posible pensar de manera racional cuando pensamos con nuestro cerebro primitivo. Decimos cosas que lamentamos después.

Sólo tiene sentido calmarse hasta que se tenga acceso al cerebro racional antes de ocuparse de un problema.

Esta es una gran habilidad para enseñarles a los niños. Algunas veces es mucho mejor “decidir qué hacer” en lugar de tratar de hacer que el niño haga algo, por lo menos hasta que seas capaz de invitar a la cooperación. De otro modo iniciarás una lucha de poder. 

¿CÓMO LO HACEMOS CON FIRMEZA?

El propósito de los límites, que los padres, ponen a sus hijos, es mantener al niño seguro y aceptado socialmente.

Cuando los adultos definen los límites y luego los hacen cumplir con castigos, sermones y control, frecuentemente están invitando a la rebelión y a las luchas de poder.

Involucrar a los niños cuando se establezcan los límites, ayudará al niño a entender, porqué son importantes, cuáles deberían ser, y cómo es cada uno responsable de respetarlos.

Establecer los límites es diferente para niños menores de cuatro años. Los padres necesitan fijar límites para niños pequeños, pero igualmente pueden hacerse cumplir con amabilidad y firmeza al mismo tiempo.

Cuando un límite es ignorado, no sermonee o castigue. Puede hacer preguntas en tono curioso “¿Qué pasó? ¿Qué crees que ocasionó esto? ¿Qué ideas tienes para solucionar esto? ¿Qué aprendiste que pueda ser útil la próxima vez? ”.

Resumen del texto “Kindness and Firmness at the same time.” de Jane Nelsen

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: